Tendencia: Bicicletas eléctricas para recorrer Mallorca

Publicado el : 03/06/2018 10:00:17
Categorías : Blog

Tendencia: Bicicletas eléctricas para recorrer Mallorca

Existe una forma de transporte que, poco a poco, ha ganado un espacio en las calles de todo el mundo y en especial en Mallorca. Se trata de las bicicletas eléctricas, que siguen cautivando a millones de usuarios por su economía y practicidad.

Una bicicleta de este tipo es un vehículo que ofrece un pedaleo asistido. Es decir, el ciclista no necesariamente tiene que hacer un esfuerzo al pedalear. El concepto de su fabricación es que la bicicleta pueda pedalear por el usuario.

Su aspecto es similar a las bicicletas de siempre. Sin embargo, estas han sido equipadas con una batería de litio o de plomo, que tiene como misión almacenar energía para contribuir (ayudar al ciclista) en los recorridos.

Dependiendo de cada modelo, su autonomía puede variar. Algunas alcanzan los 30 kilómetros, mientras que otras oscilan entre los 45, 60 e incluso los 80 kilómetros.

Una de sus características es que el motor no puede superar los 250 W de potencia. Además, a partir de los 25 kilómetros por hora este se desconecta, según las regulaciones de la Unión Europea. El peso de toda la bicicleta no puede superar los 40 kilos.

Cualquier otro vehículo con diferentes características se considera como ciclomotor eléctrico, para el que es preciso tramitar una licencia de conducir y el seguro de accidentes. No todas las bicicletas son iguales a nivel de asistencia eléctrica.

Fuerza en el pedaleo

Sus prestaciones pueden variar según el tipo de sensor de pedaleo, batería y clase de motor. Los sensores representan un aspecto fundamental, ya que a través de ellos se detecta la fuerza que el ciclista ejerce sobre los pedales.

Dependiendo de esta fuerza, el motor ofrece una asistencia inmediata y proporcionada al esfuerzo del ciclista. Es habitual que la batería esté situada en la parte trasera del vehículo o en la zona media de la bicicleta, específicamente bajo el asiento.

Para cargar la batería, el propietario solo debe conectar la bicicleta al cargador y, a continuación, a la red doméstica de su hogar. Según los fabricantes, la batería tiene una vida útil de 2 años.

Este tipo de vehículo resulta ideal para todas aquellas personas que acostumbran a circular por la ciudad y que prefieren no tener coche.

Desde Mallorca Cycling, podemos afirman que las bicicletas eléctricas serán cada vez más populares. Buena muestra de ello es que cada vez más alquileres de bicis en Mallorca las han incorporado entre sus productos.

“Más que de simples bicicletas a motor, se trata de un compañero inseparable. Nada se puede comparar con el sencillo placer de pasear en bicicleta”

Pero recuerda, no se trata de que la bicicleta ejecute todo el trabajo; el vehículo está para contribuir.

Tanto las bicicletas eléctricas como las tradicionales respetan el medio ambiente, lo que ha favorecido las ventas y los alquileres durante los últimos años.

El precio de compra de una bicicleta eléctrica como el de alquiler es competitivo. Obviamente, es superior al de una tradicional, pero, con la llegada de nuevos fabricantes, la competencia se ha dinamizado, por lo que los precios continúan descendiendo.

A la hora de elegir una bicicleta de este tipo, hay que considerar la vida útil de la batería, la ubicación del motor y su autonomía. El mercado internacional sigue respondiendo positivamente en cuanto a las bicicletas eléctricas.

Es decir, cada vez más personas muestran interés en ellas y en saber cómo funciona su tecnología. Es muy raro salir a rodar por Mallorca y no cruzarte con grupos completos que ya las utilizan en sus rutas guiadas de ciclismo por Mallorca.

Entradas relacionadas

Si te ha gustado compártelo!